El costo de la democracia es la eterna vigilancia - Columna de Javier Peguero - Michoacán en Concreto
Columnas

El costo de la democracia es la eterna vigilancia – Columna de Javier Peguero

En el marco de las elecciones 2021, las instituciones electorales están en trámites de renovación, con 4 nuevos consejeros, proceso suspendido desde marzo por la pandemia

  1. Morelia, Michoacán, 25 de junio de 2020.- En nuestro país no ha resultado fácil la conquistar de la democracia, es incipiente, ha costado charcos de sangre en manos de la represión oficial y del crimen organizado, de sacrificios de pueblos enteros en interminables luchas armadas y en su mayoría pacíficas; para poder así reclamar el ejercicio en pleno de la anhelada democracia.

El presidente Francisco I. Madero lo decía con optimismo: “Al conquistar nuestras libertades hemos conquistado una nueva arma; esa arma es el voto.” A través de las décadas no fue así, estando su esencia marcada en el artículo 39 y 40 de nuestra Constitución Política, reconociendo como único soberano al Pueblo; la transición gatoparda partidaria han atribuido junto con la complicidad de las autoridades electorales: IFE (Hoy INE) y el TRIFE, de protagonizar episodios que insultan a la inteligencia de las personas, cargando los dados en favor de candidatos sirvientes al régimen, han ocultado la voluntad popular, han solapado la coacción del voto en zonas marginadas de manera descarada, se han amparado para mantener insultantes sueldos para sus consejeros y magistrados electorales de trecientos mil pesos mensuales netos, armonizando así su silencio inoperante y cargado al erario público, vertiendo en instituciones de escasa credibilidad y  de las más caras del mundo.

Afortunadamente en 2018 sonó la chicharra democrática y ¡de qué manera! Apabullante, solo así con la participación de la mayoría del electorado se podría reconocer el triunfo presidencial de un populista macuspaqueño, un peligro para la corrupción institucional.

Hoy esas instituciones en trámites de renovarse con 4 nuevos consejeros, (ya reactivado ese proceso, suspendido desde marzo por la pandemia), sus representantes neoliberales alebrestados con argumentos fuera de la ley, en defensa de la “autonomía”, “parcialidad”, el consejero presidente del INE Lorenzo Córdova Vianello y el consejero electoral Ciro Murayama intentan monopolizar la vigilancia, discusión y denuncia de los procesos electorales, ni siquiera permitiendo el derecho humano de todo mexicano de estar informado, no quieren que se permita hacerle la observación de que se les cuestione el porque de un registro a un partido que no cumplió los requisitos, de los partidos políticos que rebasen los topes de campaña, del que embarace urnas o modifique actas distritales, para que quien cometa fraude electoral vaya a la cárcel sin derecho a fianza.

Arropados en los brazos de quienes se juegan definitivamente su permanencia en el escenario político (PRIANRD), representantes de los privilegios oligarcas, se muestran desesperados, porque según encuestas, Morena ganará la mayoría de estados en disputa; echan toda la carne al asador de dudosa procedencia para este proceso electoral venidero del 2021, permanentemente están en reuniones de grupos, algunos siendo jefes de Estado, utilizando la casa de gobierno en Morelia, para sus acuerdos y para el encargo de dar marcha atrás a las grandes reformas de la 4T que garantizan el bienestar del pueblo mexicano, como lo es que por ley, el presupuesto en salud nunca pueda ser inferior al del año anterior; la revocación del mandato, instrumento clave para modificar a la conveniencia del pueblo su forma de gobierno, por citar algunos ejemplos.

Como ciudadanía organizada debemos estar atentos para impedir que los conservadores realicen las modificaciones que les permita seguir privatizando los bienes públicos, tenerlos bajo lupa en su predecible actuar competitivo y, en mayor atención al INE. El cambio es impulsar a una sociedad cada vez más despierta para que se haga cargo de su destino.

El Presidente Andrés Manuel y su gabinete, batallan diariamente en las conferencias mañaneras y vespertinas, por informar, crear una conciencia política y social mejor informada, participemos en defender democráticamente y, de manera pacífica, la renovación de nuestra vida pública, ni un paso atrás en la lucha por la democracia.

Las instituciones le pertenecen al pueblo mexicano, no solo a unos cuantos grupos de intereses creados. Citando nuevamente al apóstol de la democracia, Francisco I. Madero, aplica también la frase de: “Es preciso arrojar del poder a los audaces usurpadores que por todo título de legalidad ostentan un fraude escandaloso e inmoral”.

 

Twitter: @elJavo_

Facebook: Javier Peguero Espinosa

Instagram: estrek

 

 

Etiquetas

Artículos relacionados

Back to top button
Close
Close