Soberanía energética para el desarrollo nacional – Columna de Javier Peguero
Columnas

Soberanía energética para el desarrollo nacional – Columna de Javier Peguero

Hoy debido a la nueva política energética enfocada en rescatar y defender el patrimonio de los mexicanos de los buitres, que acechan a la CFE y a PEMEX, las centrales privadas eólicas y solares no pagan transmisión

Por Javier Alejandro Peguero Espinosa

En tiempos neoliberales nos vendieron la idea durante todos los días y también por las noches, que el gobierno ya no podía ser rector ni promover proyectos de generación alternativa de energías, mucho a mucho se dejó de invertir en petroquímica y se empezó a disminuir de manera considerable la capacidad de producir la energía que consumimos, nos decían que la gallina de los huevos de oro se había terminado, que ya no era un negocio rentable, se preparaba el terreno para la entrega de la energía de los mexicanos en manos de extranjeros, empresas privadas, como Iberdrola, Repsol, Shell –La primera favorita y socia de los gobiernos del PAN y OHL la predilecta del grupo Atlacomulco­- estás fueron las más favorecidas para proveer e intervenir en estos sectores estratégicos. Hoy debido a la nueva política energética enfocada en rescatar y defender día con día el patrimonio de los mexicanos de los buitres, que acechan a la CFE y a PEMEX, las centrales privadas eólicas y solares no pagan transmisión, Iberdrola una de las empresas más influyentes y acaparadora compañía eléctrica española, su presidente corporativo descartó debido a las fricciones que han surgido, que ya han completado la inversión prevista y que no van a iniciar nuevos proyectos en México y al par, un grupo de congresistas del país vecino de Estados Unidos, denuncian mediante una carta al presidente Trump, que hay obstrucción del gobierno mexicano en este sector.

Estas actitudes nos dejan en claro, que debido al entreguismo singular e incondicionalidad de los gobiernos bipartidistas anteriores, estas empresas y congresistas gringos, tienen el derecho de celebrar contratos leoninos a su antojo o con sobornos, de dictar la agenda que le corresponde a México en materia energética, cotidianamente ponen competir a la CFE Y PEMEX, cabildeando con expertos internacionales calificaciones reprobatorias por el fortalecimiento de las empresas mexicanas y usan sus medios de comunicación como los periódicos financieros, el británico The Financial Times y The New York Times, así con chantajes y presiones intentan doblegar las decisiones del Presidente López Obrador. Esos grandes poderes económicos no terminan de comprender que el gobierno defiende la riqueza que nos pertenece a los mexicanos, ¿A caso no es esa la función del gobierno? ¿Defender los intereses nacionales? o ¿los intereses privados?, yo pienso que, a un funcionario público, que se debe al pueblo y a su patria, debe procurar los negocios públicos.

El apoyo destinado para la recuperación de las empresas productivas del Estado no es violatorio de ningún acuerdo ni están al margen de la ley, a pesar de la Reforma Energética de Videgaray/Peña, al contrario, son necesarias para que no aumenten el precio de los combustibles y la energía eléctrica en nuestro país, en todo caso es una inversión para procurar la economía popular. Nuestras empresas productivas no deben cumplir exigencias o subsidios que atenten el interés público, no más imposiciones ni violaciones a la ley, sí a la renegociación, dónde la incitativa privada venga a invertir y no a saquear.

Twitter: @eljavo_

Instagram: estrek

Etiquetas

Artículos relacionados

Back to top button
Close
Close